Seguí nuestras redes

Comercialización

Luis Lanfranconi: “Tenemos un serio problema con el manejo minorista de las verduras”

|Córdoba|

Luis Lanfranconi, Jefe de la Agencia de Extensión Rural (INTA) de Río Primero, conversó con Revista InterNos sobre el impacto que tiene el eslabón minorista en la cadena frutihortícola. “Tenemos un serio problema en cuanto al manejo de las frutas y hortalizas a nivel de verdulerías. Son muchísimas las pérdidas que se registran y por lo tanto son muy altos los precios que se comercializan. Eso no le sirve al productor”, asegura.

Para Lanfranconi, la reconversión productiva del sector hortícola debe darse acompañada de la capacitación a verdulerías y supermercados que ofrecen los productos al consumidor final. Considera que es “un error muy común de los verduleros comprar barato para ganar más plata” ya que la mercadería de mala calidad representa mayores pérdidas en el comercio.

“Y como tienen muchas pérdidas le cargan altos costos a la verdura y se vuelve imposible comprar un buen apio, berenjena o pimiento porque parece que vale un ojo de la cara. Pero eso no se refleja en el bolsillo del productor”, detalló.


Prodol
Prodol


De larga trayectoria en el sector de las hortalizas, el técnico del INTA eligió ilustrar su afirmación poniendo de ejemplo a Córdoba, provincia donde trabaja actualmente.  “Un gran problema del consumidor cordobés es que no paga calidad. Entonces, se le propone al productor mejorar en ese sentido pero a veces no se ve compensado en las ventas”.

La contracara de esta situación, según indica el ingeniero, es el consumidor marplatense que exige además de mercadería de calidad, una buena presentación de la misma. “Aquel que tenga la posibilidad de viajar y conocer las verdulerías de Mar del Plata lo va a entender. Hay un marketing para preparar la oferta de mercadería que acá no existe”.

“Disfruto cuando en una verdulería veo la especialización y el cuidado. Las cosas entran por la vista. Si te ofrecen una lechuga después de muchos días de ser cosechada, no te van a dar ganas de comprarla. Y si se vende menos lechuga, se resiente el sistema productivo”, agregó.

“Nuestra responsabilidad es trabajar con los productores, pero también deberíamos poner algún esfuerzo junto con las autoridades para ver cómo mejoramos la parte minorista, que hoy es parte del problema y tendría que ser parte de la solución”, concluyó el ingeniero.

Lo más leído