Seguí nuestras redes

Política Sectorial

Bono para privados: quienes cobrarán en el sector frutihortícola

|Argentina|

Días atrás, el gobierno nacional publicó en el Boletín Oficial el decreto de Necesidad y Urgencia 665/19 por el cual las empresas privadas deberán abonar una asignación no remunerativa por única vez para todos sus trabajadores en relación de dependencia. El bono será de carácter compensatorio (o de recomposición salarial) y tendrá un valor de 5000 pesos.

En relación con el sector productivo, luego de largas negociaciones la Unión de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE) determinó el pago del mismo en tres cuotas de 1667 pesos, a efectuarse durante los meses de octubre, noviembre y diciembre de este año. Además, la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA) resolvió que los beneficiarios sean trabajadores del sector avícola, porcino, conductores, tractoristas, maquinistas de cosechadoras y agrícolas que se desempeñen exclusivamente en las tareas de recolección y cosecha de granos y oleaginosas, aplicación de productos fitosanitarios y el personal permanente de prestación continua comprendido en el Régimen de Trabajo Agrario.

Estudio Malaquita

En el caso de las empresas vinculadas a la operación mayorista de frutas y verduras, el decreto señala que los 5000 pesos abonados se compensarán durante futuros acuerdos salariales, es decir que será “a cuenta de las próximas revisiones paritarias». Esto quiere decir que el pago se apoyará sobre el espacio de negociación convencional entre las patronales y los sindicatos, con convenios o acuerdos, ya que se podrán establecer plazos, cuotas y condiciones diferenciadas «en ejercicio de su autonomía colectiva», tal como señala la norma.

Semanas atrás, cuando se incrementaban los rumores  sobre la aplicación del bono, la Federación Nacional de Operadores de Mercados Frutihortícolas (Fenaomfra) afirmó que las empresas del sector no estaban en condiciones de afrontar ese pago. En ese sentido los dirigentes solicitaron al ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, que el pago tenga “carácter optativo para las pymes del sector frutihortícola, ya que ninguna de ellas podrá hacerle frente sin comprometer seriamente la sustentabilidad de las fuentes de trabajo”.

Finalmente los operadores de mercado no serán la excepción a la regla y por estos días las bases dirigenciales se encuentran negociando con el sindicato de Trabajadores de la Industria del Hielo y Mercados Particulares (STIHMPRA) las condiciones en que el bono será otorgado.

En conclusión, esta recomposición salarial fue un anuncio con el que el gobierno generó “ruido” en pleno mes electoral, pero la realidad es que muchas pymes argentinas (incluidas las frutihortícolas) no tienen las condiciones ni la estructura para garantizarlo y, en ese contexto, cada sector negociará con los sindicatos una salida posible que permita cumplir con los trabajadores sin poner en juego la rentabilidad de sus empresas.

Emelka. Manzanas y Peras de Río Negro

Lo más leído