Connect with us

Política Sectorial

Corrientes y Misiones, en conflicto por la yerba mate

Foto: La Nación

|Argentina|

En el mes de junio, el Instituto Nacional de Yerba Mate (INYM) emitió la Resolución 170/21 mediante la cual se dispone a regular, desde el primero de enero de 2022, la expansión en plantaciones de yerba mate en Corrientes y Misiones, las dos provincias productoras por excelencia en nuestro país.

La nueva normativa, que debería entrar en vigencia en los próximos días, apunta a controlar el crecimiento desenfrenado de las plantaciones de yerba, tanto de pequeños como de grandes productores. Según el texto, quienes estén inscriptos en el Registro de Operadores del Sector Yerbatero podrían plantar hasta cinco hectáreas nuevas por año. No obstante, podrían reponer las plantas muertas o secas dentro de un lote sin que se altere la densidad original de la plantación declarada.

El INYM argumentó que el objetivo es asegurar una participación equitativa por parte de todos los productores de yerba mate sin afectar el abastecimiento del mercado interno y las exportaciones. Así, se evitaría la concentración de las hectáreas productivas en pocas manos, así como también una sobreoferta en el mercado interno que desmorone los precios.

Leer también: Yerba mate: Comienza la zafra de verano y hay expectativa por los precios

¿Por qué el uso del potencial? Porque la noticia no fue bien recibida por todo el sector y su aplicación aún está en duda. Incluso desató un conflicto legal entre Corrientes y Misiones que, a días de comenzar a regir la normativa, no está resuelto.

Publicidad

Por el lado misionero el presidente del INYM, Juan José Szychowski, respalda fuertemente la medida, apoyado por el gobierno provincial y por los pequeños productores de la región (que poseen entre 25 y 50 hectáreas de yerba mate). 

Del otro lado están las industrias yerbateras, misioneras y correntinas, junto a los inversores que se volcaron a plantar yerba a partir del “boom” de precios de la materia prima. La nueva legislación habría frenado inversiones de empresas yerbateras que buscaban plantar extensiones de entre 500 y 1000 hectáreas en los próximos años.

También hay una fuerte oposición por parte de Gustavo Valdés, gobernador correntino que ofrece su apoyo a las empresas que presionan para impugnar la resolución, por considerarla inconstitucional.

Leer también: Presentan un proyecto de ley para certificar la producción de yerba mate sin trabajo infantil

En concreto, la disputa legal comenzó a partir del recurso de amparo presentado por la empresa yerbatera misionera La Cachuera (que produce la marca La Amanda), recurso al cual dio lugar el juez federal correntino de Paso de los Libres, Gustavo Fresneda, el pasado 26 de noviembre. Ahora todo deberá resolverse en el Superior Tribunal de Justicia de la Nación.

“La yerba hoy es un buen negocio y lo ven así, por eso debe ser que se quieren instalar, para desplazar a cientos de pequeños productores. Cuando la yerba no valga nada o poco, o esté muy concentrada la actividad, ellos se van a poder retirar dejándonos con muchísima necesidad. Eso es lo que debemos cuidar que no suceda, con medidas desde el INYM para proteger a los productores", dijo Juan José Szychowski, presidente del INYM.

Fuente: 

  • Archivo propio
  • La Nación
Publicidad


¿Te gustó lo que leíste?

Acompañanos y formá parte de nuestra comunidad de lectores para garantizarte información de calidad.

Suscribite ACÁ.

Publicidad

Lo más leído