Connect with us

Producción

Pronóstico de cosecha para las cerezas y ciruelas mendocinas

Foto: Los Andes

|Mendoza|

El Instituto de Desarrollo Rural (IDR) dio a conocer los volúmenes estimados que se esperan para las cosechas de cerezas y ciruelas esta temporada en Mendoza.

Para las ciruelas el horizonte resulta poco alentador debido a una merma productiva, resultado de las heladas que se produjeron en el mes de octubre en San Rafael, Alvear y algunas zonas del este de la provincia. Las mismas, llegaron a manifestar temperaturas de -4°C  dañando los frutales que ya habían cuajado.

 

Vale mencionar que esta realidad no es nueva para los frutícolas mendocinos. Durante el año 2016, las heladas primaverales afectaron los volúmenes de la cosecha de ciruelas y dejaron como saldo una perdida productiva del 70%. Luego en el 2019 la situación volvió a repetirse. En septiembre,  una conjunción de vientos zonda y heladas impidieron la correcta polinización y el buen cuaje en las frutas. Esto produjo una perdida del 66% de la producción, según datos del IDR.

Publicidad

En esta temporada el destino de las ciruelas parece ir por el mismo camino. Hasta el momento se calcula que los volúmenes de dicha fruta rondaran las 60.571 toneladas, mientras que en años anteriores estuvieron cerca de 150.000 toneladas promedio. Estos datos fueron obtenidos a partir del análisis de 12.441 hectáreas cultivadas (censo nacional agropecuario de 2018).

En cuanto a las cerezas, el crecimiento en volúmenes de producción será notable. De acuerdo a lo que informó el IDR, para esta temporada se espera el doble de producción respecto de la temporada anterior. Esto sería  aproximadamente 4.751 toneladas contra las 2.245 que se obtuvieron en el 2019, lo que se traduce en un 211% más.

Fuente: IDR.

También se esperan buenos calibres. Se calcula que 2.708 toneladas son frutas de calibre grande, superior a los 26 mm. En este sentido el Instituto consideró que si estas frutas se acompañan con buenas prácticas de manejo en la cosecha, postcosecha y una buena sanidad podrían convertirse en un producto ideal para la exportación, compitiendo directamente con las cerezas chilenas.

A estas buenas estimaciones se le suman los datos del estado productivo de la actividad en Mendoza. En los últimos diez años el sector se recuperó y creció de manera considerable, pese a algunas inclemencias climáticas. Según el último censo Nacional Agropecuario, la provincia cuenta hoy con 651 hectáreas productivas de cerezas que tienen más de 7 años de implantación y se encuentran en buen estado vegetativo. Las zonas en que se encuentran distribuidas estas producciones son: Luján, Maipú, Las Heras, Tunuyán y Tupungato.



¿Te gustó lo que leíste?

Acompañanos y formá parte de nuestra comunidad de lectores para garantizarte información de calidad.

Suscribite ACÁ.

Publicidad

Lo más leído