Irradiación de alimentos

En junio pasado se celebró dentro del Ministerio de Agroindustria  una jornada de trabajo sobre irradiación de alimentos a los fines de actualizar a la industria en torno a la incorporación de nuevas categorías de alimentos irradiados en el Código Alimentario Argentino. Bajo el lema “La tecnología de la irradiación como agregado de valor”  las subsecretarías de Alimentos y Bebidas, del ministerio de Agroindustria, y la de Energía Nuclear, del ministerio de Energía y Minería, y con el auspicio de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), el Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Agroalimentaria (SENASA) y la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) organizaron el evento del que participaron también invitados del sector privado.

La noticia fue inmediatamente levantada por muchos medios, y algunos hasta hablaron de que ya no se necesitaría usar más la heladera para conservar la carne. En consecuencia, más de uno pegó el grito alarmado.  Sin embargo, lo cierto es que, aunque muchos no lo sepan, en Argentina se consumen alimentos irradiados desde 1988.

La irradiación  de alimentos es una técnica para conservar y preservar la inocuidad de los alimentos que se viene estudiando y analizando desde fines del siglo XIX. En 1895 el físico alemán Wilhelm Conrad Röntgen descubrió el rango del espectro electromagnético responsable de las radiaciones conocidas como rayos X, y en 1896 el ingeniero francés Antoine-Henri Becquerel descubre las sustancias radiactivas, esto es, que emiten radiaciones ionizantes conocidas como rayos gamma. Luego, como lo cita el investigador del Conicet, Ezequiel Calvo Roiterberg, en su reciente artículo sobre el tema para el portal de ciencia El Gato y La Caja,  fue el famoso discurso de Eisenhower en la ONU “Átomos para la paz” uno de los grande hitos promotores de las investigaciones sobre la utilización de rayos en los alimentos.

Lea la nota completa aquí

Para recibir Revista InterNos en formato papel en su domicilio puede completar este formulario o bien contáctese a info@revistainternos.com.ar.